CRÍTICA: Mystic River (2003)

mystic river

5 estrellas

País: EE.UU. Año: 2003. Duración: 119 min. Dirección: Clint Eastwood. Guión: Brian Helgeland (Novela: Dennis Lehane). Música: Clint Eastwood. Fotografía: Tom Stern. Reparto: Sean Penn, Tim Robbins, Kevin Bacon, Laurence Fishburne, Marcia Gay Harden, Laura Linney, Eli Wallach, Tom Guiry, Spencer Treat Clark, Emmy Rossum, Kevin Chapman, Adam Nelson, Cameron Bowen, Connor Paolo, John Doman. Productora: Warner Bros. Género: Drama. Fecha de estreno (EE.UU.): 15/10/2003. Fecha de estreno (España): 24/10/2003.

De niños, Jimmy, Dave y Sean eran buenos amigos en un peligroso barrio obrero de Boston, donde pasaban los días jugando al hockey en la calle. Un día, Dave sufrió un trauma que marcó para siempre su vida y la de sus amigos. Veinticinco años más tarde, será otra tragedia lo que los vuelva a unir.

Extraordinario thriller dirigido por un Eastwood en pleno estado de gracia, que mezcla el drama y el género policíaco bajo la estructura de un aparente sencillo whodunit que funciona como estupendo MacGuffin. ‘Mystic River’ supone la adaptación a la gran pantalla de la novela de Dennis Lehane de la mano de un espléndido guión a cargo de Brian Helgeland.

mystic-river-2003-08-g

La película abre con una amarga secuencia inicial, donde la infancia y la inocencia quedan destruidas por siempre a manos de despreciables abusadores de menores, ataviados paradójicamente de objetos religiosos en una nueva mirada crítica del director hacia la hipocresía y el cinismo de la Iglesia. No es el único momento en que la película hace referencia a la religión, como falsa fachada de algunos de los personajes más deplorables.

No en vano, ‘Mystic River’ presenta como uno de sus temas centrales el trauma, la experiencia pasada y la violencia, como el elemento principal en la construcción de sus personajes y en la determinación de su presente, todos ellos afectados en distinta manera por lo acontecido al joven Dave.

Más adelante es de nuevo la violencia lo que lleva a enfrentar a los tres amigos, ya adultos y separados por el tiempo. Eastwood vuelve a recurrir a la violencia como el más fuerte moldeador de la personalidad de los protagonistas y decisivo en sus relaciones con sus amistades, la familia y la sociedad en su conjunto. Para ello emplea el crimen como hilo conductor en el destino de Sean, Jimmy y Dave.

‘Mystic River’ versa sobre la amistad, la importancia del pasado, el dolor, la culpabilidad, la búsqueda de venganza, la responsabilidad, la familia. Un amplio compendio de temas que son tratados y explorados a través de una entretenida y emocionante investigación criminal.

robbins bacon mystic river

Eastwood vuelve a demostrar que es un genial director de actores, consiguiendo unas intensas interpretaciones de todo el reparto, especialmente de unos inconmensurables Sean Penn y Tim Robbins. Destacan también Marcia Gay Harden como la esposa afligida, Kevin Bacon y Laurence Fishburne como la pareja de detectives y una Laura Linney con un papel de aparente poca importancia.

‘Mystic River’ está dotada de una atmósfera sombría, pesimista, con un tono pesaroso y desesperanzador. No es la primera vez que Eastwood trabaja con personajes perdedores, apostando por un clasicismo en la puesta en escena que tan bien le sienta a la película (otras veces queda rancio, todo hay que decirlo).

El final del filme raya lo terrorífico, con un desfile apenas carente de diálogo, lleno de matices y detalles, miradas asustadizas y desafiantes. Magistral.

Mystic-River-Sean-and-Jimmy

La intriga criminal es planteada de forma pausada pero con pulso firme, con un estupendo e intrigante seguimiento del misterio. Aunque formalmente es resuelta de forma un tanto abrupta y tramposa, la manera en que es empleada para resolver los conflictos de sus protagonistas resulta brillante, volviendo a la violencia como principal impulsora en el camino vital de aquellos antiguos amigos.

Se podría destacar como detalles menores de ‘Mystic River’ el escaso desarrollo del personaje de Kevin Bacon con una subtrama que no termina de casar con el realismo del conjunto, así como una banda sonora reiterativa y por momentos machacante compuesta por el propio Eastwood. Nimiedades que en nada afectan a un filme tan completo como complejo.

‘Mystic River’ atrapa por su historia policíaca y conquista por el profundo ahondamiento en la psique y emociones de sus protagonistas, lo que hace de ella una de las obras más logradas de Clint Eastwood. Una obra maestra y un clásico instantáneo.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s